domingo, 18 de noviembre de 2012

V Jornadas Sanitarias sobre Violencia de Género


20121118_Jda_V_G_7507
Las personas participantes en las V Jornadas Sanitarias sobre Violencia de Género han valorado de forma positiva tanto su contenido como su desarrollo, según han informado las organizadoras de este encuentro, Lola Valverde, responsable de la Unidad de Coordinación contra la Violencia sobre la Mujer de la Delegación del Gobierno, e Isabel Montoro, directora de Enfermería de Atención Primaria del Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (INGESA).
Durante un análisis, realizado después de la clausura celebrada el pasado jueves por la tarde, las responsables de las dos instituciones que han organizado las jornadas coincidieron en que hay que resaltar en primer lugar el alto índice de participación, que ha sobrepasado las expectativas ya que se ha superado en un treinta por ciento más las plazas ofertadas.
En la edición de este año, según la encuesta de satisfacción cumplimentada por los asistentes, se destaca el aumento de ponencias realizadas por psicólogos porque, según Lola Valverde “es importante conocer cuál es la repercusión que la violencia de género tiene en los hijos de las víctimas, que fue tratada por Daniel Ventura, y también cuáles son las secuelas psicológicas que padece una mujer víctima de la violencia de género, que también ha sido tratada por varios psicólogos, entre ellos Ramón Román, psicólogo de la Consejería de la Mujer, que tuvo una intervención muy bien valorada por los asistentes”.
20121118_Jda_V_G_sala_7483
Como novedad con respecto a la edición del año anterior, hay que destacar la intervención del médico forense Francisco Sánchez, que también ha sido bien valorada en la citada encuesta, y que lleva a Valverde a pensar que es una necesidad  de que exista una valoración integral de las víctimas, de los hijos y, en determinados casos, del hombre que agrede.
En muchos lugares hay un instituto de Medicina Legal que está formado por profesionales de la medicina, psicología y trabajo social. En Melilla no hay este instituto, sólo un equipo forense que se limita a una valoración médica y, por tanto, se echa en falta la valoración psicológica  de la víctima, los menores e incluso del maltratador, ya que sólo se realiza un parte de lesiones de un maltrato puntual.
Para Valverde este instituto “es una necesidad que conforme va pasando el tiempo se va haciendo más imperiosa”, lo que lleva a las organizadoras a tener este tema como objeto de análisis en próximas jornadas.
Objetivos futuros
También para  las próximas ediciones de las jornadas se han planteado fomentar la participación de los facultativos, tanto médicos de familia como especialistas, porque, según Montoro, “ellos son un punto fundamental en este proceso que sufre la mujer víctima de violencia de género”.
De cara a la próxima edición se reforzará la colaboración entre los dos organismos que han organizado las jornadas para intentar que se desarrollen en tres días, con el objetivo de que el contenido se exponga de manera más fluida. Asimismo, ya se perfilan nuevas ideas para ampliar los temas y ponentes, bien por ofrecimiento de nuevos especialistas o sugerencias que se han recogido en la encuesta de satisfacción, tales como presencia de mujeres víctimas de violencia que puedan aportar su testimonio vital, “ que cuenten cómo se sienten”.
Por último ambas organizadoras coincidieron en el agradecimiento a todos los estamentos que han hecho posible las jornadas: Viceconsejería de la Mujer, Ministerio de Justicia, Cruz Roja Española, Facultad de Enfermería y Cuerpo Nacional de Policía.
Programa multidisciplinar
Por su parte, el director territorial del INGESA, Francisco Robles Ferrón, destacó loa afluencia masiva de personas interesadas en las jornadas, así como destacó el programa multidisciplinar en los temas tratados, “ya que se han tocado todos los pasos importantes en un tema tan serio. Se ha tratado la prevención, la asistencia y también la recuperación de las víctimas”.
Para Robles las conclusión de este encuentro es que “desgraciadamente hay que seguir trabajando porque Melilla tiene unas connotaciones, sobre todo culturales, que hace especialmente sensible el trabajar en el aspecto de la prevención y, sobre todo, cuando hablo de la prevención, hablo de las poblaciones más jóvenes. Nuestros jóvenes, todavía, no tienen imbuido especialmente los valores del respeto y la igualdad entre sexos”. Robles apuntó por último que hay utilizar diferentes actividades para formar a los jóvenes en este sentido “porque ahí está el riesgo y peligro futuro, porque el actual lo estamos afrontando con medios. El problema es que no veo mejor futuro que el actual
e CommonCreative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creativs.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu opinion, todos los comentarios seran publicados siempre que se atengan a unas normas basicas de respeto.

El informal de Fran no se hace responsable de los comentarios expresados en este post.

Correo de contacto, Escríbenos